brinner-grande

Brunch, ramen, cronuts…son muchas las tendencias que poco a poco han ido apareciendo en el mundo foodie y que han conquistado a muchos por su originalidad. Ahora es el turno del brinner, o cenayuno en castellano.

El brinner consiste en lo que imagináis, “breakfast for dinner”, es decir, se trata de tomarse el desayuno a la hora de la cena y es una tendencia que afirman que surge en Estados Unidos, donde entre los neoyorkinos cenar leche con cereales es algo bastante frecuente pero lo cierto es que eso de desayunar a la hora de cenar lo hemos hecho todos más de una vez y desde hace muchos años ¿verdad?.

Aunque parece una tontería, una moda pasajera más, lo cierto es que ya son muchos los Pinterest dedicados en exclusiva a esta nueva modalidad de comida (porque lo que cocinas tienes que colgarlo en las redes sociales por supuesto) por lo que parece que la “moda” va para largo…cenayuno-peque

¿Lo mejor de esta moda? Probablemente las infinitas posibilidades que ofrece. Bacon, huevos, tostadas francesas, muffins, pizza…no hay que ser ningún chef para ser un buen cocinero de brinner porque al fin y al cabo el desayuno es la comida más sencilla de preparar de todas. 

¿Por qué cenar lo que desayunamos?

Los motivos pueden ser diversos: al llegar de trabajar no te apetece cocinar y quieres hacer algo rápido y rico, suele ser la comida más económica que se puede consumir en la cena, te apetece tremendamente en ese momento…motivos puede haber mucho pero también es cierto que nuestro organismo no necesita cenar lo que desayuna puesto que tal y como nos han repetido mil veces el desayuno es la comida más importante del día y debe aportar todos los nutrientes necesarios para la jornada mientras que la cena debería ser liviana y menos energética porque es un momento del día en el que no se consume tanta energía, un periodo de descanso. 

Tipos de “brinners” 

Los tipos de brinners son infinitos pero como siempre hay algunos que se preparan más que otros, estos son algunos de los más típicos:desayuno-ingles-peque

  • Ibérico: tu desayuno (o cena) es una deliciosa tostada con aceite y jamón aunque por la noche sin duda puedes cambiar el vaso de leche por una cerveza, un zumo…
  • Inglés: no es de extrañar que los desayunos ingleses sirvan como brinners puesto que desayunar beans, salchichas, huevos, leche, corn flakes perfectamente podemos considerarlo cena e incluso comer.
  • Sano: ¿muchas noches te conformas con cenar simplemente una pieza de fruta? Si es lo mismo que desayunas por la mañana estarás practicando el brinner sin duda.
  • Probiótico: un yogur natural y a la cama. Preocupado por la flora intestinal, el yogur es bueno para el organismo pero igual necesitas más nutrientes para tu día. Como cena es bastante escasa pero como desayuno muchísimo más.
  • Americano: tortitas, zumo de naranja, bacon, huevos…de nuevo podría parecernos comida o cena a nosotros aunque como cena igual es demasiado azúcar ¿no?

Y tú, ¿qué tipo de brinner prefieres?