cestas-navidad-grande

Llega la Navidad y con ella también las cenas, las vacaciones y por supuesto el regalo navideño que hacen las empresas a sus empleados, las tan conocidas cestas navideñas.

cestas-navidad

Aunque en los últimos años se ha prodigado bastante menos entre las empresas, lo cierto es que la cesta navideña es ya un regalo tan arraigado como cualquier otra costumbre navideña que todos los empleados esperan con ilusión. Porque muchas veces realmente no importa su tamaño, es el detalle que tiene la empresa en esa época del año lo que hace que los empleados las valoren tanto.

Poco a poco se ha ido asentando entre las empresas regalar cestas de fruta por Navidad, una tendencia en alza entre otras cosas porque son muchos sus beneficios, algunos de ellos son: 

  • Tu empresa se preocupa por tu salud: las Navidades son época de excesos, con la comida y especialmente con postres como el turrón o el roscón de reyes por eso regalando una cesta de fruta hacemos un regalo sano, demostrando que la empresa también se preocupa porque sus trabajadores coman cinco piezas de frutas o verduras a diario, fomentando así la buena alimentación.
  • Crear hábitos saludables: aunque a veces comer fruta no apetece otras veces ni siquiera se tiene tiempo para comprarla. Regalando una cesta de fruta se puede conseguir crear hábitos saludables entre los empleados, por ejemplo de adquirir la costumbre de almorzar o merendar fruta a menudo.
  • Se comparte con el resto de la familia: las cestas de fruta suelen venir con bastantes piezas de fruta en el punto perfecto para ser consumidas, lo que las convierte en el complemento ideal de las copiosas comidas y cenas familiares que se celebran en esta época del año.comer-manzanas-peque
  • Fruta de temporada: las cestas de fruta siempre tienen las mejores frutas, y esas son sin duda las frutas de temporada, porque están en su mejor momento de maduración y su sabor es delicioso, lo que las convierte en la opción obvia. En el caso de las cestas navideñas nunca pueden faltar las manzanas, naranjas, mandarinas y piñas. 
  • Variedad de precios: existe un amplio rango de precios cuando queremos regalar una cesta de fruta, lo que facilita que tanto empresas grandes como pequeñas puedan permitirse tener este bonito detalle con sus empleados.
  • Cestas variadas: además de tener distintos precios según el tamaño y contenido de la cesta, dentro de cada rango de precios existe una gran variedad de cestas, lo que facilita a la empresa acertar con sus empleados o regalar cestas distintas a cada uno de ellos si así se prefiere conociendo los gustos de cada uno.
  • Completamente personalizables: las cestas de fruta son totalmente personalizables, tanto su soporte como las frutas que se añaden o los complementos, lo que hace que la empresa pueda personalizar las cestas para sus empleados si así lo desea, haciendo que se sientan aún más especiales dentro de la empresa.

 ¡Regala fruta, regala salud!

cesta-navidad-ff