tarta-boda-grande

Hoy en día uno de los complementos indispensables del ajuar de una novia el día de su boda es sin duda el ramo.

Aunque actualmente el ramo de una novia se elige en función del vestido, el estilo de la boda y su relación con el resto de complementos, no siempre ha sido así. En la antigüedad por ejemplo cada una de las flores tenía un significado determinado que servía entre otras cosas para que los amantes se enviaran mensajes secretos de amor.

Si nos remontamos al Antiguo Egipto veremos como los ramos de novias no llevaban flores sino hierbas aromáticas como el tomillo, la menta, el romero y a veces incluso el ajo con el objetivo de proteger a la pareja de los malos espíritus. Estas hierbas eran comidas por los novios tras la ceremonia debido a que se creía que también poseían poderes afrodisíacos.

Poco a poco estas hierbas aromáticas fueron sustituidas por flores de todo tipo. En la Edad Media la más utilizada era el azahar. El uso de esta flor está muy relacionado con la época, en la Edad Media los baños no eran tan habituales como hoy en día, tras el largo invierno el primer baño se tomaba en el mes de mayo y eso explica que la mayoría de las celebraciones se hicieran en este mes y el mes siguiente, cuando el olor aún era soportable. 

Pero cuando la boda se celebraba en el mes de junio ya había pasado un mes desde el baño por lo que empezaba a aflorar el olor corporal y se utilizaba el ramo de la novia para que las flores emitieran una fragancia que lo cubriera.

ramo-boda-peque

A Europa la tradición del ramo de flores no llegó hasta el siglo XIX. El ramo que se utilizaba entonces tenía como nombre Biedermeier y se caracterizaba principalmente por su forma circular. Las flores se colocaban en círculos concéntricos según el tipo o color.

A finales del siglo XIX se puso de moda lo ostentoso, moda que hizo que los ramos se volvieran mucho más grandes. Al mismo tiempo empezaron también a adornarse las iglesias, los invitados llevaban flores en el pelo, el sombrero, etc.

El principio del siglo XX vino marcado por una gran crisis mundial que puso punto y final a la ostentación. Se vuelve a un estilo mucho más sencillo con pequeños ramos llamados liberty” o “gota”. Este tipo de ramos en forma de gota, arco o media luna son los que permanecen hoy en día variando sólo la propuesta floral, sus técnicas y tendencias pero no sus proporciones. Este tipo de ramos se llevan con una mano justo a la altura de la cadera y con una inclinación de 45 grados. 

En la actualidad se conocen más de 32 tipos de ramos de novia además de los denominados “libres”, es decir, los que cada uno de nosotros podemos crear a nuestro gusto.

¿Sabías que existían todos estos tipos de ramo? ¿Te gustan más ostentosos o sencillos?