No hay una mesa de celebración navideña que se precie donde las frutas no jueguen un rol primordial, ya sea como apertura de la cena, como acompañamiento en asados o como final refrescante de una copiosa comida.

  • Uvas: Clásicas y tradicionales en Navidades, siendo el alimento más importante de la Nochevieja. Contiene diversas sustancias con propiedades beneficiosas para la salud; tales como antocianos, flavonoides y taminos. Destacan por su alto contenido en vitamina B3 y minerales como el calcio, fósforo, potasio y magnesio.
  • Pomelo: Ejerce un efecto antioxidante, y actúa como depurativo, estimulando el funcionamiento hepático. Abundan  en el pomelo los ácidos málicos, oxálicos, tartáricos y cítricos. Es una fruta rica en vitaminas del grupo B y sobretodo vitamina C. Destaca por su contenido en fósforo, magnesio, potasio y zinc.
  • Plátano: Recomendable para las personas deportistas. Destaca por los hidratos de carbono, se trata de un alimento calórico que también aporta potasio, magnesio. Es rica en vitaminas del grupo B, C y E.
  • Piña: Contiene una enzima, la bromelina, que ayuda a digerir las proteínas, por lo que resulta muy recomendable tomarla como postre para facilitar la digestion.
  • Peras: Es una de las frutas más sabrosas y suculentas, su consumo es adecuado en cualquier etapa de la vida. Es una fruta rica en vitaminas (vitaminas del grupo B, vitaminas C y E) y minerales (calcio, hierro y potasio). Ayuda a la digestión y alivia los dolores estomacales.
  • Naranjas: Es ideal contra resfriados y gripes. Cabe destacar su gran aporte de vitamina C, ayudando a reforzar nuestras defensas, ácido fólico y minerales como el potasio, el magnesio, el calcio y sodio.
  • Manzanas: Una de las frutas más completas y enriquecedoraqs en la dieta de cualquier persona. Rica en vitamina C y minerales. Ayuda a reducir el colesterol alto y por su bajo contenido calórico es interesante para adelgazar.
  • Mandarinas: Una de las frutas más conocidas y características del mes de Diciembre. Su sabor dulce, junto a la suavidad de su pulpa y lo fácil que resulta pelarla. Rica en vitamina C, antioxidantes, potasio, ácido fólico y carotenoides. Para personas con hipertensión arterial. 
  • Limón: Es una fruta ria en vitamina C, fruta ideal en diciembre, ayuda a estimular el sistema inmunitario, es diuretético y ayuda en caso de retención de líquidos. Aporta minerales como magnesio y potasio, betacarótenos y flavoides. 
  • Granadas: Esta fruta tiene un valor calórico muy bajo. Es rica en vitamina C, vitamina B2 y betacarótenos y en minerales como el calcio e hierro. Ejerce un interesante efecto diuretético y depurativo., combate los parásitos intestinales y ayuda a tratar el estreñimiento.
  • Chirimoyas: Contiene vitaminas A, vitaminas B y vitaminas C, como en minerales (calcio, hierro y fósforo). Muy antioxidante y ayuda a controlar la tensión arterial.
  • Aguacates: Fruta deliciosa que habitualmente se consume en navidades. Es rico en vitaminas (A, B1, B2, B3, D y E) y minerales (hierro, fósforo y magnesio). Ayuda a luchar contra el colesterol y previene enfermedades cardiovasculares.