zumo-grande

Con la llegada del buen tiempo y las primeras escapadas a la playa nos preocupamos más por nuestro cuerpo, mantenernos en forma y lucir una bonita figura en bañador.

El verano es la época en la que más dietas se empiezan pero por desgracia la mayoría se dejan a medias por lo difícil que resulta no saltárselas porque en verano salimos más a menudo, ingerimos más líquidos, comemos en chiringuitos, etc.

Si queremos disfrutar del verano y al mismo tiempo no abandonar nuestra dieta podemos probar con algunos de estos trucos:

  • Cuando salgas con tus amigos a tomar algo evita pedir refrescos, cerveza o copas con alcohol, bébete una copa de vino, un zumo natural o un té verde, alternativas con mucho menos azúcar y por tanto más saludables. Si os ponen algunas tapas con las bebidas opta por las aceitunas antes que las patatas fritas o pídete un sándwich para saciar tu hambre.
  • Si después de ir a la playa decidís comer en un chiringuito evita comidas como la paella o el pescado frito, en todos los bares encontrarás alternativas como el pescado a la plancha con ensalada, un plato igual de delicioso y mucho más adecuado a tu dieta.aceitunas-peque
  • El helado es el postre estrella del verano, apetecible en cualquier momento y a cualquier hora pero nada bueno para nuestra dieta y por eso trata de evitar comer muchos a la semana sustituyéndolos por una pieza de fruta. En verano contamos con frutas tan deliciosas como el melón, la sandía o las cerezas.
  • Si has quedado con tus amigos para cenar por ahí y termináis en una pizzería evita pizzas como la cuatro quesos, salami o chorizo y busca masas integrales o vegetales con muchas verduras, por ejemplo tomate, champiñones, rúcula…
  • En caso de que hayas quedado para desayunar en una cafetería evita alimentos como la mermelada y el café bombón. Una alternativa tan saludable como deliciosa puede ser pedir una barrita de pan con tomate y aceite.
  • Finalmente si tu madre decide celebrar que estás en casa con un plato de cocido, un guiso o una paella no podemos decirle que no así que lo que haremos será reducir la cantidad de comida del plato.

¿Tu también te pones a dieta en verano y tienes trucos como estos?¡Cuéntanoslos!